ENVÍO GRATIS A PARTIR DE $1,599 MXN.

Detalles.

¡SOLO POR 4 DÍAS! TRY IT TO LOVE IT, MIST Y CREMAS $229

00Horas

:

00Minutos

:

00Segundos

Soluciones para problemas comunes de ajuste del bra

5 minutos de lectura | 25/02/2022

Algunos dicen que la mejor sensación es quitarse el bra después de un largo día. Decimos que una sensación aún mejor es usar uno tan cómodo que no quieras quitártelo. Los problemas de ajuste van desde molestos hasta dolorosos. Los ajustes constantes, la tela que pica y las correas que no se quedan en su lugar son solo algunas de los problemas comunes. Algunos de estos no parecen ser un gran problema, pero con el tiempo pueden dañar su postura, irritar su piel o simplemente arruinar su estado de ánimo. Es por eso que encontrar un bra que le quede bien es nuestra forma favorita de cuidado personal.

Ya sea que estés usando tu primer bra o el quinto, es posible tengas algunas quejas sobre el estilo. Pero antes de eliminar algunos bras de tu armario, tenemos algunos consejos que te ayudarán con a conseguir un ajuste perfecto.

Tirantes que aprietan

Es probable que este problema sea causado por la banda de tu bra, ya que proporciona el 80% del soporte de tu bra. Cuando está demasiado floja, los tirantes tienen que hacer el trabajo pesado, lo que provoca incomodidad. Aprieta tu banda con un broche o dos para ver si eso ayuda.

El siguiente ajuste es sencillo: afloja los tirantes. Cada dos semanas, es una buena práctica verificar dos veces su posición. La forma en que los usas depende de tus preferencia y tipo de cuerpo, pero te recomendamos que comiences con el ajustador movido a la mitad de los tirantes y los ajustes a tu gusto. Si los aflojas, te ajustas la banda y todavía te lastiman, intenta volver a medir para encontrar la talla de bra adecuada.

Una varilla que lastima o aprieta

Debajo de los brazos, en el costado, debajo del busto, donde sea que suceda, este es un problema común si tiene el tamaño incorrecto. Nuestra primera sugerencia es volver a medirte. Pero esto también podría ser un problema con el estilo que usas. Si tu nuevo tamaño todavía lastima o aprieta, pruebe con un bra sin varillas o sin push up.

Si te gusta el soporte de un bra tradicional con varillas y dudas en usar sin varillas, no te preocupes. También contamos con bras de varillas acolchadas. De esta manera, puedes usar varillas sin la incomodidad.

Tirantes que se caen

Un simple ajuste podría ser la respuesta. Comienza por apretarlos para ver si se estiraron o aflojaron con el uso. Luego, mueve tu bra a un broche más apretado. Una banda suelta puede hacer que los tirantes se caigan. si los aflojas, te ajustas la banda y todavía te lastiman, prueba con los tirantes de espalda cruzada. Este estilo es especialmente beneficioso si tienes hombros estrechos.

Un puente que no queda ajustado

La solución para este problema depende de qué parte no quede plana contra tu cuerpo. El 'puente' es el pequeño triángulo de tela en la parte delantera de tu bra entre las copas. Si esta pieza no queda plana, podría haber un par de cosas mal. Primero, ajusta tu banda a un broche más suelto. Tus copas pueden ser demasiado pequeñas si este ajuste no funciona. Si cambia el tamaño y aún experimentas este problema, un estilo de cierre frontal puede hacer que esta brecha sea menos obvia. Si toda la varilla se desliza hacia arriba sobre tus senos, es probable que tu banda no quede bien. Comienza por volver a medirte para asegurarte que tu bra no sea demasiado grande o demasiado pequeño.

Si tu busto se sale de la copa

Incluso si usas un estilo con push up, tu busto no debe sobresalir por la parte superior, inferior o los lados de tus copas. Puede ser doloroso, molesto y, a veces, incluso causar hematomas. Por eso, si notas un ajuste incómodo, debes solucionarlo pronto.

Inicialmente, puedes pensar que esto sucede porque tus copas son demasiado pequeñas. Pero la banda del bra y las copas funcionan juntas para contener de manera correcta tu busto, así que mueve la banda a un broche más suelto y verifica si se siente mejor. Si no es así, vuelve a medirte para encontrar un tamaño más cómodo.

Si la banda se sube

Una banda que te quede bien debe sentarse recta sobre su espalda y estar paralela al suelo. Si tu banda no está apretada, inevitablemente subirá durante el día. Comienza ajustándola para que quede un poco más apretada. Si ya está en los broches más apretados, revisa tus tirantes. ¿Son más cómodos de lo que necesitan ser? Si es así, aflójalos y comprueba si eso alivia el problema.

Copas que se abren

Esto podría deberse a la forma natural de tus senos. Primero, acomoda tu busto dentro de las copas, y asegúrate de que la varilla se ajuste alrededor de tu busto. Si todavía no están bien ajustados y todavía hay un espacio, aprieta los tirantes para levantar y mantener las copas en su lugar. Si estos ajustes no ayudan, prueba con una talla de copa más pequeña o un estilo de bra que se adapte mejor a la forma de tus senos. Te sugerimos que siempre verifiques dos veces tu tamaño cuando tenga problemas de ajuste. Dado que tu busto cambiará con el paso del tiempo, es una buena idea aprender a medirte. Hay muchos tipos de bra porque la forma de los senos, el tamaño y la estructura del cuerpo de cada persona son únicos. Si estás segura de que tienes la talla correcta, quizá el estilo de bra no es el ideal para ti. Si tienes duda del proceso, te invitamos a consultar con una de nuestras especialistas o bien, en nuestro Bra Fit Quiz. Si tienes duda del proceso te invitamos a consultar con una especialista en nuestras tiendas Victoria’s Secret FA.

Cualquier duda nuestras especialistas están para ayudarte,
busca tu tienda más cercana.

LAS MEJORES SELECCIONES PARA TI